EL AGUA Y LA VIDA NO SE NEGOCIAN

Agencia La Oreja Que Piensa. Desde Andalgalá, Pcia de Catamarca. Por Asamblea el Algarrobo.
Como es de público conocimiento, el día martes 19 de Febrero se realizó una denuncia anónima hacia un vecino, miembro de la Asamblea El Algarrobo, por una supuesta causa penal, motivo por el cual se realizó un allanamiento en su domicilio.
Muchos medios afines a los jueces, fiscales, y gente poderosa han publicado maliciosamente su nombre, su dirección e incluso fotos que fueron proporcionadas por la misma policía de la división de drogas de la Policía de la Provincia, cuando aún el procedimiento estaba en marcha. En este punto tenemos que aclarar que las fotos que circulan no corresponden exclusivamente a esta requisa, sino que fueron mezcladas adrede con las de otros allanamientos realizados el mismo día en la ciudad de Andalgalá.
Esto se hace, sin lugar a dudas, con el objeto de confundir a la población y enfrentar a los vecinos una vez más, intentando ensuciar el nombre de un trabajador, generando especulaciones en relación a lo que estaba sucediendo, cuando el procedimiento aún estaba siendo llevado a cabo, y por lo tanto, esta información debía aun ser confidencial.
La policía provincial violó el derecho a la intimidad y el principio de inocencia, derechos constitucionales y convencionales, enviando fotografías con su marca de agua, a algunos medios locales que inmediatamente levantaron la información con todos los datos personales de nuestro compañero, además de enviar telefónicamente información a la que ni siquiera los familiares tenían acceso, a pesar de solicitarla constantemente durante horas. Por este motivo se harán las denuncias pertinentes, tanto a quienes enviaron, como a los medios que participaron del circo mediático que se organizó alrededor de las familias involucradas.
Quienes llevaron a cabo el procedimiento no dieron a conocer la carátula de la supuesta causa, no quisieron tampoco dar a conocer el número de expediente donde se ordena esta medida, tampoco llevaban en sus prendas identificación del apellido y cargo de cada policía actuante, ni quién estaba a cargo del operativo a pesar de que nuestra abogada se encontraba presente requiriendo dicha información. Todas estas y otras irregularidades serán denunciadas frente a los organismos correspondientes.
Esto sucede a días de ser presentada formalmente la denuncia penal contra el juez Rodolfo Cecenarro, realizada por el compañero, y ochenta vecinos más, la que se materializó el día 15 de febrero del corriente año, en el noveno aniversario de la represión más feroz que vivió el pueblo de Andalgalá, y que no hubiera sido posible sin la connivencia del poder judicial y político, que aún está en manos de las mismas personas.
Como Asamblea, y como ciudadanxs que cuidamos el agua de nuestro pueblo, hemos sido perseguidxs incontables veces. En ninguna de esas oportunidades hemos permitido que se trate de manchar nuestra lucha. Ésta no será la excepción. Todos y cada uno de nosotrxs defendemos la vida digna y saludable en nuestro pueblo. Le pese a quien le pese. El agua y la vida no se negocian.